Nuestro Patrono

San Francisco de Salés nació en Saboya (Francia) en 1567. Luego de terminados sus estudios, escogió el camino del sacerdocio.

Su apostolado fue muy efectivo, por el gran amor con que actuaba y por servirse de la prensa.

Para defender la fe católica de los calvinistas, publicó volantes que no sólo circulaban de mano a

mano, sino que también se veían fijados en los muros.

 

Por esta actividad fue considerado el primer periodista y luego escogido como el patrono de ellos y escritores católicos.

 

Hoy, gracias a las nuevas tecnologías todos podemos ser comunicadores de la Palabra De Dios en los ambientes en los que nos encontremos porque como testigos de Cristo somos llamados a contar aquello “que hemos visto y oído”. 

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now